¿Los móviles reducen la capacidad cerebral?

Con el auge del internet y el rápido desarrollo de la telefonía móvil, los celulares se han vuelto indispensables en la vida diaria de las personas, y en casi cualquier país del mundo. Sus ventajas son innegables, sin embargo, todo tiene una parte negativa, y este tema no está exento de ella. Diversos estudios apoyan la idea de que el uso del celular limita la inteligencia de las personas, aun encontrándose apagado.

Los celulares y su relación con la reducción de la capacidad cerebral

Desde el lanzamiento de los primeros modelos de teléfonos móviles, han sido muchos los que se han pronunciado ante los posibles efectos nocivos de los mismos a la vida de los individuos. Uno de los más recientes, se enfoca principalmente en su influencia sobre la actividad cognitiva, arrojando resultados realmente alarmantes.

El estudio fue realizado recientemente por la Escuela de Negocios McCombs, de la Universidad de Texas, en Austin, Estados Unidos. Consistió en aplicar una prueba a 800 usuarios de smartphones, en la que se evaluarían la capacidad de concentración, de retención y de procesamiento de datos. Para ello, el requerimiento era mantener el dispositivo móvil en silencio durante su aplicación. Esto podía hacerse simplemente dejándolo boca abajo en el escritorio, guardándolo en un bolsillo de la ropa, en el bolso, e incluso en otro recinto.

Se encontró pues, que aquellas personas que habían optado por la última opción – la de guardarlos en otro sitio – habían obtenido resultados mucho mejores en la prueba que aquellos que lo habían dejado en su mesa, o en su ropa. Se encontró una relación lineal entre la falta de concentración y la presencia del celular, y la explicación a ello resulta bastante sencilla. Para concentrarse en determinada prueba o actividad, las personas también enfocan parte de sus capacidades en no pensar en su teléfono, lo cual consume también parte de las mismas y les impide dar todo de sí.